Categorías
SER VIAJERO

Cómo vivir en Europa siendo Au Pair

¿Sueñas con vivir en Europa y te gusta convivir con niños? Viaja como Au pair y cumple tu sueño de vivir en Europa con una familia en Alemania, Francia, Bélgica, Holanda o Austria.

Te cuento mi historia…

Cuando estudiaba la universidad uno de mis sueños era cursar un semestre o dos en Europa, pero por desgracia mi universidad no contaba con ese tipo de intercambios, y los recursos económicos de mi familia no eran suficientes para pagar una universidad por un año en otro país sumándole el alojamiento y comidas.

 Como lo de la universidad lo veía muy lejos, también pensé estudiar solo 2 semanas o un mes un idioma en algún país europeo, pero se me hacía muy elevado el precio del curso por tan corto tiempo.

Me la pasé buscando opciones y becas para cumplir mi deseo, pero en muchas me daba cuenta muy tarde y en otras había requisitos que no cumplía.

¿Vivir en Europa como Au Pair?

En una de mis búsquedas me di cuenta del programa ‘Au Pair en USA’ me llamó la atención, pero como no era exactamente lo que yo buscaba referente a los estudios, no era en un país europeo, y además era necesario dejar la universidad por un año y no me animé ni me agradó la idea por completo.

Terminé la universidad, y ahora al menos para mí llego la etapa más confusa, ¿Qué voy a hacer con mi vida?

Si, yo sabía que trabajar obviamente era la opción que debía tomar, pero también estabas mis ganas enormes por conocer el mundo y hacer todo eso que no hice en la universidad porque sentía que tenía que cumplir primero con la escuela, así que lo único que tenía era a mi familia y mi propósito de vida: cumplir mis sueños.

Estas a 10 pasos de cumplir tu sueño…

Sigue estos 10 pasos para ser au pair en Europa .

Hacer que suceda..

Y llegó la hora de la búsqueda, ahora si me propuse buscar la mejor opción para pasar un tiempo en el extranjero, estudios, trabajo, voluntariado o au pair.

Buscando a fondo me di cuenta que podía ser Au pair y vivir en algunos países de Europa, pero las agencias con la que se podía hacer el trámite pedían muchos requisitos aparte de un pago no muy barato y algo que yo no tenía: el certificado de IDIOMA, en mi caso para Alemania.

Para Alemania y Austria pedían alemán a1, Francia y Bélgica el francés a1 y Paises Bajos el holandés a1,  por un momento vi mi sueño lejos, porque tendría que haber estudiado el idioma mínimo 6-12 meses antes, ya que el avance en México comparado con el de Europa es muy lento, y haciendo cuentas si empezaba a estudiar en ese momento el idioma hasta dentro de un año tendría el certificado y en lo que hacía match con una familia, las agencias decían que podía tomar hasta 1 año, entonces el proceso de ser Au Pair y vivir mi sueño me podía llevar DOS años, que para mí eran sigloooos.

Y bueno a todo esto ¿Qué es ser au pair?

Según el sitio de Aupairworld así es como describe:

“Un au pair es una persona joven de entre 18 y 30 años, sin hijos, que no está casada y que decide pasar un tiempo en el extranjero para vivir con una familia de acogida.

Durante la estancia, el au pair se convierte en un miembro más de la familia, a quien ayuda cuidando de los niños y realizando algunas tareas del hogar.”

Traducción: es como el/la hermana mayor que no trabaja fuera de casa y solo se dedica a cuidar a los hermanos pequeños, hacer pequeñas tareas del hogar e ir al curso de idioma.

Siguiendo con mi búsqueda encontré que yo sola podía hacer el trámite sin ninguna agencia, sin pagar mas de $10,000.00 (500 USD), sin tener el certificado de idioma, sin tener licencia de conducir (claro en algunos casos si es obligatorio) y no en 2 años si no en ¡2 meses!

¿Cómo lo hice?

Fácil, hice mi perfil en aupairworld.com, apliqué mis filtros de búsqueda, mandé mensajes a varias familias, hice entrevistas con las familias, hice match con una familia, me mandaron los documentos para sacar la visa, hice cita en la embajada, estudié un mes alemán, me aprobaron la visa, compré mi vuelo, me llegó la visa y 15 días más y vualaaaaa estoy en Alemania.

Algo que me ayudo mucho fue pensar que si podia hacerlo y usar técnicas de manifestación y noo, no todo fue tan fácil pero tampoco imposible, si yo lo pude hacer tú también. Por eso redacto este post, para que si tú tienes el interés de vivir en Europa siendo Au Pair puedas apoyarte en mi experiencia en Alemania, pero conociendo antes lo que se vive como Au pair y así puedas tomar la decisión adecuada.

Además puedes consultar mi guía para saber cómo aplicar a ser Au Pair y no perderte en el camino.

Mi experiencia como Au pair …

Después de pasar casi un año en Berlín, Alemania puedo decir que es una experiencia que me cambió la vida y la forma de ver las cosas. Me obligó a hacerme más independiente y disfrutar mis días, aunque extrañaba mi hogar, aprendí muchísimo de otra cultura y acostumbré a ver cosas nuevas todos los días.

Como Au pair hubo días de Viaje, de fiesta, de salir con mis amigas al parque, al antro, a cenar comida internacional, a explorar Berlin, a tomarnos fotos en todos lados, a reunirme con más mexicanos y gente en Berlin, a conocer personas para practicar alemán, al centro comercial, a pasear con la familia, pasar Navidad en Europa, disfrutar el Año Nuevo en otro país, recorrer Alemania, compartir mis costumbres y adaptarme a las suyas, y ¡vivir mucho más!

Es una experiencia que me encantó. Ha sido de las mejores de mi vida, aunque no estuve con el mejor match de familia, pero si hice buenos amigos y traté de verlo con la mejor actitud.

Oktoberfest

¿Qué es lo que hacía?

Tareas con mi hostkid

Cuando cuidaba a mi hostkid tenia 8 años, por lo que ella ya era más independiente. Ella hacía varias actividades después de la escuela, entonces no me tocaba pasar mucho tiempo jugando con ella.

Por la mañana

Por las mañanas me levantaba a las 6:30 am, me cambiaba y desayunábamos todos juntos con la familia. Mi hostmom hacía el lunch para la niña. Después del desayuno ayudaba a recoger la mesa y ponía los trastes sucios en el lavavajillas y los trastes grandes los lavaba en el fregador.

Acababa de alistarme y llevaba a mi hostkid a la escuela, tomábamos el U bahn (metro) y el tram (tranvía), de trayecto más o menos eran 40 min de camino y a veces teníamos que correr para alcanzar el U porque el siguiente llegaría en 5 min mas y por esos 5 min podía llegar tarde a la escuela.

La dejaba en la escuela y tenía ese tiempo libre hasta las 4-5 pm, dependiendo del día por las actividades extraescolares que hacía mi hostkid.

Curso de alemán

En las 8 horas libres que tenía, iba a mis clases de alemán de 9:30 am a 11:45 am (son 3 sesiones de 45 min., de lunes a jueves por 4 semanas en curso intensivo de alemán) y después dependiendo de mis ganas iba a hacer ejercicio.

Como vivía en Berlín , la ciudad más grande de Alemania, para transportarme de un sitio a otro siempre tomaba 30-40 min, es decir de la escuela-casa 30 min, casa-gym o gym-escuela 30 min, considerando esos tiempos apenas me ajustaba el día para regresar a comer, tener un pequeño tiempo libre e ir por la niña a la escuela.

Ese fue uno de los cambios para mí, porque en México yo vivo en una ciudad pequeña donde puedo llegar en 15. Min a todos lados, y en Berlín tenía que considerar siempre tiempo extra para transportarme y dejar tiempo de sobra por si algún tren se retrasa y poder llegar a tiempo a mi destino y hacer mis tareas de Au pair, pero si vas a vivir en una ciudad pequeña en Alemania u otro país en Europa, ni te preocupes porque todo estará cerca.

Por la tarde

Después entre 4-5 pm de nuevo tomaba el transporte para ir a recoger la niña en la escuela y llevarla a sus actividades extraescolares, a veces la esperaba yo y a veces sus papás.

 Generalmente a las 7 llegaba mi hostmom y le ayudaba a preparar la cena, cenábamos juntos, ayudaba a poner y recoger la mesa, yo nunca estuve en el entendido que esa era una tarea que me tocaba hacer porque no me lo dijeron, por eso según yo “ayudaba”. Pero al cambiarme de familia me enteré que si me tocaba esa tarea. Así que siempre es bueno preguntar todas las tareas.

A las 8 -9 pm la niña se dormía y acababa mi jornada de trabajo. Casi siempre, un día a la semana me tocaba hacer babysitting (estar solo yo al cuidado de la niña mientras duerme), porque mis hostparents salian a cenar o llegaban tarde, en esos casos yo preparaba algo sencillo de cenar.

Mis hostkids en el parque

Tareas del hogar

Las tareas del hogar quedaban repartidas en la semana, por ejemplo, el lunes sacaba la ropa de la lavadora y la tiendo, el martes recogía la ropa que tendí, el miércoles pasaba la aspiradora, el jueves hacía compras del super.

También si usaba la cocina tenía que dejarla limpia; si ya había muchos trastes en el lavavajillas, lo prendía; y si ya se habían lavado, los guardaba; cuando los botes de basura ya estaban llenos, sacaba la basura; si los lavabos del baño ya estaban muy sucios, los limpiaba; si había cosas en la cocina que se tenían que recoger, las llevaba a su lugar.

Algunas tareas las hacía por iniciativa porque como au pair ya era como ‘parte de la familia’. Pero la mayoría me las asignaba mi hostmom porque tampoco es que yo quería limpiar siempre jaja.

Los viernes iba una clean lady a limpiar toda la casa así que yo no tenía que estar limpiando todo, además no me tocaba recoger el cuarto de la niña, pero si le ‘ayudaba’ a que ella lo ordenara un día a la semana.

 Esto depende mucho de la familia con la que vayas, no con todas se hacen tareas del hogar, de hecho, hay muchas que no quieren que hagas nada mas que estar con los niños, pero otras si especifican que tareas hay que hacer y es importante que quede establecido en el contrato.

Fines de semana

Los fines de semana también dependen de cada familia, cuando yo elegí a mi hostfamily creí que era obvio que iba a tener sábado y domingo libres pero en una entrevista me dijeron que no,  había posibilidad de que tuviera que trabajar algunas horas (claro sin exceder el numero de horas de trabajo semanal que son 30 horas).

Como yo ya los había elegido solo intenté llegar al acuerdo de al menos tener un fin de semana libre por mes, por eso es super necesario en las entrevistas preguntar todo y que si algo no te parece trates de llegar a un acuerdo o te acoples a lo que te ofrecen.

Viajes en familia

En el mercado navideño

En cuanto a las vacaciones y viajes en familia, también depende de cada familia, en la época decembrina la familia me llevó con ellos a una ciudad cerca de Frankfurt a pasar la Navidad con los abuelos.

Como eran varios días, un día fuimos a la pista de hielo de la ciudad, otro día fuimos a dar un recorrido pequeño por Frankfurt y a un mercadito navideño y los otros días fue de convivir con la familia.

En Navidad me dieron algunos regalitos que me hicieron ver que los alemanes en realidad no son tan fríos como dicen, yo no les tenia preparado nada porque con mi familia casi no lo acostumbramos y aparte eran 10 miembros de la familia y mi sueldo de Au Pair no me alcanzacaba para regalarles a todos. Pero me ofrecí a hacerles una cena mexicana como agradecimiento más adelante.

Calendario de Adviento Alemán

Para el regreso tuve que regresar en tren, pero ellos pagaron todo, en realidad yo no gasté nada en ese viaje.

También visité algunos museos con ellos, me llevaron 2-3 veces a tomar un café, restaurantes, y entre otras cosas que ellos pagan por mí, y que estaban en la obligación de hacerlo.

Vacaciones

Como estuve con dos familias tuve vacaciones por separado.

Con la primer familia tuve 1 semana de vacaciones y me fui sola a Edimburgo y Dublín.

Con la segunda familia tuve 2 semanas de vacaciones, donde ellos se fueron a Marruecos(donde vivía la familia de mi hostdad) y yo decidí no ir y tomarlo como vacaciones. En esas semanas apliqué para hacer un voluntariado en un campamento en Austria, y me encantó. Pude conocer la región Vinícola de Austria junto al río Danubio, interactuar con chicos y chicas de 5 países, practicar idiomas, probar platillos nuevos, y muchas actividades.

Comida

Es muy importante preguntar sobre los hábitos alimenticios de la familia, en mi caso yo trato de llevar un alimentación saludable con muchas verduras, muy poca carne y lácteos, y comida sin conservadores.

Me adapté a la familia porque ellos también trataban de llevar una alimentación saludable.

Ese fue parte de mi filtro para elegir una familia porque yo quería seguir con mi estilo de vida, claro hay cosas que no acostumbraba  comer y ellos comían y otras que tenía que decirles que me compren para seguir con la alimentación  que llevaba.

Para el desayuno tomábamos un té, café o leche acompañado con pan con mantequilla  y mermelada o jamón, salami, crema de cacahuate o salmón, creo que eso es en general con la mayor parte de las familias en Alemania.

Es algo raro porque de ahí hasta la cena según yo se la pasan comiendo pan o una comida pero super ligera como ensalada, poquita pasta, yogurt, y en la cena tipo 7 pm se sirven mucha comida, ese también fue un cambio para mí, porque yo estoy acostumbrada a que la comida mas grande es a las 2-3 pm y el resto del día como cada 3-4 horas.

Sushi para cenar

Mi habitación

Mi habitación era muy pequeña tenía un escritorio, lampara, espejo, un mueble para guardan mi ropa y repisas, y dormía en un colchón en el piso.

Aunque mis hostfamily tenían para vivir una vida muy modesta, con un departamento céntrico en Berlín, no accedieron a ponerme un dormitorio en buenas condiciones y esa fue una de las razones de mi cambio de Familia.

Otra desventaja era que mi cuarto quedaba al lado de la cocina, comedor y sala y se escuchaban todos los ruidos de la familia.

No me gustaba para nada en especial en las mañanas de los fines de semana que quería despertar más tarde, pero supongo que eso pasa casi en todos los departamentos y es el precio de vivir en Berlín. Aunque a las afueras de Berlín hay muchas familias que viven en casas grandes.

Pocket Money

Y por último en cuanto al pocket money ósea el ‘pago’ oficialmente para Alemania es de 260 Euros + 50 euros para el curso de alemán al mes, que la verdad es poco comparado con otros países, y no pude darme el lujo de muchas cosas.

Pero si te sabes administrar puede alcanzarte para viajar, gastar en la ciudad y comprar cosas. Eso solo fue posible a que me dieron el ticket para traslardarme en transporte público cuando yo quisiera, y a que encontré un curso de alemán barato, de 60 Euros por mes, la mayoria cuestan 200 Euros al mes.

Para ahorrar en mis viajes me ayudaba mucho quedarme en hosteles o airbnb con descuentos.


Rematch

Bueno eso fue mi experiencia con la primer familia donde estuve 4 meses.

Hice rematch porque a pesar de que era una buena familia empecé a tener diferencias como la comodidad de mi habitación, me empezaron a afectar las discusiones a gritos que siempre había con la hermana mayor, me asignaban tareas que no me tocaba hacer, se rehusaban a darme el ticket para el transporte publico todos los meses , muchas veces me regañaban por llegar tarde a la escuela de la niña cuando no dependía de mí, si no del transporte público que se retrasaba, y tener que correr para todos lados era super cansado, así que decidí hacer rematch.  

Con mi segunda familia la experiencia cambió muchísimo, tenía un cuarto cómodo, tenía una lista de las tareas que me tocaba hacer que eran relacionadas a los niños, algunas veces usaba el auto para recoger a los niños, llevaba a los niños en bicicleta y eso me encantaba, tenia una bicicleta para mi y aparte el ticket para el transporte siembre y llevaba un horario más relajado.

Transportándolos en bicicleta

Pero no todo fue bueno, porque me obligué a hablar solo en alemán con 2 niños de 5 y 6 años (super pesado para mi nivel a1 de alemán, no avancé porque con mi anterior familia solo hablaba español) fue un verdadero reto porque no lograba entender y darme a entender todo, eran incontrolables los primeros 4 meses, me tocaba convencerlos de levantarse por la mañana, aguantar sus travesuras, gritos y burlas de mi alemán, comer comida diferente a la que yo acostumbraba, y algunas otras cosas.

Comida típica alemana

Todo valió el esfuerzo…

A pesar de que mi estancia con las dos familias no fue lo que yo esperaba, ser Au pair fue una de las mejores experiencias que he tenido.

Me encantó ser Au pair y conocer la cultura de Alemania, involucrarme en las tradiciones familiares, en los eventos escolares de mis hostkids, sentirme orgullosa de cosas que yo les enseñaba, aprender otro idioma, reforzar una segunda lengua,  hacer amigos de todo el mundo y considerarlos como parte de mi familia, pasar fines de semana de fiesta, viajar por Europa, aprender el valor de las cosas, conocer Berlín en todas sus facetas, vivir en un país de primer mundo, y más cosas que no alcanzaría a escribir aquí.

Y por supuesto también hubo momentos super tristes de nostalgia por extrañar a mi familia y mi país, ansiedad, depresión, indecisión, frustración por no poder darme a entender y entender otro idioma, enojo por travesuras de los niños, impotencia de no poder solo encerrarme en mi cuarto, desesperación de tener que vivir en la casa de mis jefes, porque si es super pesado… pero eso es la vida, y tuve que aprender a vivirla, sentirla y tomar de cada experiencia lo mejor.

Fue un año que me cambio la forma de ver la vida, y como quiero vivirla. Fue un año en el que desperté, abrí los ojos a ver el mundo y todo lo que hay que aprender de él.

Atardecer en Berlín

Si después de leer mi experiencia en Alemania y considerar que no hay familia perfecta te quedan esas ganas inmensas de ser Au Pair y vivir en Europa, aquí te cuento cómo puedes empezar, y encontrar a tu familia ideal.

¡GUÁRDALO EN PINTEREST!

Cómo vivir en Europa como Au pair

2 respuestas a «Cómo vivir en Europa siendo Au Pair»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.